Un plan perfecto para el cabello de un hombre

Olor a libros recién forrados… ¿Ilusión o agotamiento?