Previene el cáncer: más fruta, verdura y ejercicio. Menos tóxicos y sol

Asociación Española Contra el Cáncer

Una de las formas más eficaces para disminuir la incidencia de casos de cáncer es la prevención. Nos podríamos centrar en cuidados específicos para cada tipo de cáncer, pero podemos resumirlos en la adquisición de hábitos de vida saludables que pueden evitar mucho sufrimiento y salvar vidas.

Para concienciar a la población, la Unión Internacional Contra el Cáncer (UICC), con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), celebra el 4 de Febrero el Día Mundial Contra el Cáncer,

El cáncer es una de las principales causas de muerte en España. Uno de cada tres varones y una de cada cuatro mujeres serán diagnosticados de cáncer a lo largo de su vida. Aproximadamente el 40% de los cánceres se pueden prevenir.

¿Qué hábitos de vida debemos seguir para prevenir cualquier tipo de cáncer?

Evita Fumar y Exponerte al Humo del Cigarrillo

Fumar es el factor de riesgo más significativo para el cáncer que se puede reducir. Es responsable no solo del cáncer del pulmón, pero muchos otros tipos de cáncer.

Hay que procurar evitar el humo de los cigarrillos.  Inhalar el humo exhalado por otros fumadores también resulta perjudicial para la salud. Este humo contiene más de 60 carcicógenos conocidos. Estos carcicógenos interrumpen el desarrollo normal de las células. Esta interferencia es lo que dispara el desarrollo del cáncer.

Cuídate de la Exposición Prolongada al Sol y Reconoce cuando los Cambios en la piel ocurran

El cáncer de piel es el tipo más común de cáncer entre hombres y mujeres y representa la mitad de todos los diagnósticos de cáncer. Las buenas noticias es que el cáncer de piel es uno de los tipos más prevenibles de cáncer.

Come Frutas y Vegetales

Una dieta equilibrada es ventajosa por muchas razones. Una dieta rica en frutas y vegetales reduce grandemente tu riesgo de desarrollar cáncer y muchas otras condiciones.

Las frutas y vegetales contienen antioxidantes que reparan las células dañadas. Las frutas y verduras verdes, anaranjadas y amarillas son tu mejor apuesta para prevenir el cáncer. Estudios también demuestra que las frutas oscuras, como los arándanos y uvas, también tienen propiedades anti-cancerígenas.

Las verduras cruciferos tales como el brócoli y el colifor también parecen poseer una poderosa característica para prevenir el cáncer, acorde a estudios recientes. Otras verduras cruciferas son el col de bruselas y el repollo.

Limita el consumo de Carnes Rojas y Grasa Animal

Numerosos estudios muestran que una dieta alta en grasa animal incrementa el riesgo de muchos tipos de cáncer, particularmente cáncer de colon. Las carnes rojas contienen mucha más grasa que el pollo y pescado, así que reducir la ingesta de carnes rojas en tu dieta puede ayudar a prevenir el cáncer. Una dieta alta en grasas también es una causa importante de la obesidad lo cual a su vez es factor de riesgo para muchos tipos de cáncer.

Limita tu Consumo de Alcohol

Beber cantidades excesivas de alcohol regularmente incrementa tu factor de riesgo para muchos tipos de cáncer. Estudios sugieran que los hombres que consumen dos tragos por día y las mujeres que consumen uno por día aumentan significativamente su factor de riesgo para ciertos tipos de cáncer.

Ejercítate para Prevenir el Cáncer

¿Sabías que cuando haces ejercicio estás reduciendo tu riesgo para muchos tipos de cáncer? La Sociedad Americana contra el Cáncer recomienda hacer ejercicio 30 minutos al menos 5 días a la semana para prevenir el Cáncer. Ejercitarse no quiere decir ir al gimnasio a levantar pesas. Hay muchas maneras de hacerlo, como caminar, nadar, montar en bici o hacer carrera suave.

Conoce tu Historial Médico Personal y el de tu Familia

Conocer la historia médica de tu familia para ver si han habido casos de cáncer es importante para evaluar apropiadamente tu factor de riesgo para ciertos tipos de cáncer. Nosotros sabemos que los cánceres como los de mama, colon, ovarios y posiblemente otros tipos son hereditarios.

Ten presente a lo que te expones en tu Ambiente de Trabajo

Los químicos en el lugar de trabajo pueden incrementar tu riesgo de desarrollar muchos tipos de cáncer, incluyendo cáncer de riñon e vejiga. Si estas expuesto a humo, polvo, químicos, etc. en el lugar de trabajo, tu tienes derecho legal para saber a lo que te estás exponiendo. Los gases de la gasolina, diesel, el arsénico, berilio, el cloruro de vinilo, cromatos de níquel, productos de carbón, el gas mostaza y los éteres de clorometil son todos carcicógenos que se pueden hallar en algunos ambientes de trabajo. Habla con tu jefe acerca de limitar la exposición.

Practica Sexo Seguro

Te podrias preguntar qué tiene que ver el sexo con el cáncer. El sexo inseguro puede concudir a la infección con el virus del papiloma humano (VPH), una causa muy conocida de cáncer cervial y un factor de riesgo para muchos tipos de cáncer. El VPH es una infección de transmisión sexual muy conocida y que se contrae por la vía sexual, al contacto piel con piel. Desde 2006, existe la vacuna aprobada que protege contra las cepas del VPH que están asociadas con el cáncer cervical entre otros.  El VIH/SIDA también está asociado con algunos tipos de cáncer.

Hazte chequeo médico regularmente

Los test para detectar el cáncer son útiles no solo por esa razón, pero también para prevenirlo. Estos tests tales como la colonoscopia pueden detectar cambios anormales a nivel celular antes de que se vuelvan cancerosos. La clara para su efectividad, sin embargo, es hacerlo de forma regular.

OTROS ARTÍCULOS RELACIONADOS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s